sábado, 4 de febrero de 2017

UNION CLUB temporada 1924-1925




Unión Club - temporada 1924-1925



En esta temporada de 1924-1925, se podría destacar dos encuentros jugados entre los mejores equipos de la Liga, Gimnastica de Torrelavega, Real Racing Club  y el Unión Club de Astillero.


El 25 de octubre de 1924, se jugó en el Malecón, el encuentro entre la Gimnástica de Torrelavega y el Unión Club de Astillero.

El partido terminó con el resultado de 1-0, a favor de los de Astillero.

Fue a los tres minutos de juego del primer tiempo, cuando se originó el tanto único del triunfo para el equipo astillerense. Un avance por el centro, recogido por Sierra desde unos ocho metros, chutó fuerte, sin que Sainz pudiera evitar el gol.

Un primer tiempo con poco juego y algunos avances por los de Torrelavega, que fueron contenidos por el guardameta astillerense, Crespo.

En el segundo tiempo, siguió la suerte en contra de los torrelaveguenses, con unas series de offsides, que malograron un número de buenas oportunidades.

El Unión Club, se había presentado con los mejores elementos del que disponían, destacándose el guardameta Crespo, más Martinez, Pis e Ibaseta.

En la Gimnástica, jugó como ha podido, irregulares los jugadores del centro y de destacar, a Orúe.

El arbitraje del Alejandro Quintana, quedo a juicio de los vencedores y de los vencidos, ya que por ambas partes se reconoció el un buen arbitraje.

Los equipos se alinearon así:

UNION CLUB: Crespo; Martinez, Ayllón; Quevedo, Selaya, Poli; Benavente, Sierra, Ibaseta, Furty y Pis.

GIMNASTICA: Sáinz; Campuzano, Nardín; Robledo, Prieto, Orúe; Pachín, Lecube, Capillas, Campos y Merino.


El 9 de noviembre, se jugó el encuentro entre el Real Racing Club y el Unión Club, en los campos de sport del Sardinero.

Con mucha concurrencia de público, mucho viento, mucha expectación y muchos aplausos a la salida de los equipos al terreno de juego.

El viento fuerte Sur, arranchado, hace imposible el juego y más aún, cuando unos y otros jugadores, se obstinaban en llevarle por alto.

A los siete minutos de juego, llega el primer tanto racinguista. Bueno, en un admirable pase adelantado, coloca el balón a los pies de Oscar, y éste, tranquilamente introduce el balón en la red.

El partido continuo aburridísimo por el gran número de saques de línea que se realizaban a causa de la persistencia de los jugadores de sostener el juego por el lado donde más sopla el viento.

Cuando se llevaba treinta y cinco minutos, un pase á a la línea delantera, cae a los pies de Oscar. Este, que se encuentra marcado, la deja pasar a Bueno, y el bravo interior derecha la introduce en gol.

En uno de los tantos saques realizados, tirado por Amós, rebota el balón en un jugador astillerense y atraviesa la meta.

En el segundo tiempo, el Racing marca seis tantos más y por parte del Unión Club, a los treinta y un minutos de juego consigue su único gol.

El Unión Club es un equipo cuya característica más esencial y más notable es la de su línea delantera, que es muy peligrosa. Tiene unos desmarques aprovechadísimos, como lo demostró el pasado domingo. Equipo que, entre los de su categoría, ha de seguir proporcionando grandes sorpresas.

De seguir así, ha de ser el equipo indiscutiblemente más científico y mejor dominador de la táctica del buen fútbol de toda la provincia.

El Racing Club, en el primer tiempo estuvo totalmente desorientado. En el segundo tiempo fue mejor, y así se patentizó con el dominio aplastante en que tuvo a su contrario.

Destacable la actuación del zaguero, Santiuste, de Amós, formidable su entusiasmo y su rapidez. Después, Oscar, inteligente en su juego y para él, el mejor elogio.

Arbitró el señor Manolo Real, tuvo un arbitraje fácil, su actuación fue superior.










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada